bali_1

Con la cama balinesa a otra parte…

Bru Romero

Lo peor de irte de vacaciones es hacer la maleta. El qué llevarse siempre supera al qué no llevarse y la madrugada anterior al viaje llega y aún sigues eligiendo modelitos, haciendo hueco para un par más de zapatillas y metiendo unos cuantos bañadores más por si te da el repente y quieres cambiarte dos o tres veces al día con la excusa de que está mojado y es incómodo.

Más de una vez habrás desechado la idea de llevarte la toalla de playa porque no tenías más espacio en la maleta y una vez llegado a la costa descubrir lo mucho que te gustaría haber tenido más espacio en tu mochila para meterla y así no tener que coger la del hotel que es tan fea. Para aquellos que alguna vez han vividoun trance parecido y además son los suficientemente sibaritas como para dar un paso más, les lanzo una pregunta: ¿y si sustituyes la toalla por una cama balinesa?

De primeras, me tomarás por loco pero cuando te explique seguramente caigas rendido ante ellas y suspirando por poder pasar horas y horas sobre ella, a la sombra o al sol que más caliente tu cuerpo serrano.

The Bali Beach Bed es un invento de un grupo de jóvenes americanos de Dakota del Sur que cansados de cargar toallas y sillas plegables, durante la temporada estival, decidieron inventar estas colchonetas en forma de cama balinesa. Un invento de tecnología alemana, fabricado en resistente nylon, fácilmente transportable y plegable y que con tan solo 5 minutos para su hinchado, poder usar sobre arena, rocas, arena, agua, nieve y demás superficies.

Un tanto más para sentirte más exclusivo en tus próximas días de descanso alejados del mundanal ruido y donde, lo más seguro, seas el centro de todas las miradas de deseo, empezando por las de tus amigos que tumbados a tu lado estarán sobre tristes toallas. ¿Es o no es apetecible?

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD