gluteos

Cómo tener un culo perfecto sin moverte de casa

FRAN PATIÑO / Imagen: Gettyimages

Sabemos que lo de tener un culo duro y bonito que atraiga todas las miradas es todo un reto que no resulta nada fácil. Llevas intentándolo desde que te apuntaste al gimnasio, pero parece que el trasero es una de las partes del cuerpo que más se resiste a ponerse en forma. No te preocupes, porque tener un culo que llame la atención este año va a ser mucho más sencillo de lo que crees.

No necesitas acudir al gimnasio, estos ejercicios puedes hacerlos desde tu propia casa y no necesitarás más de quince minutos. Toma nota de ellos, ponte en marcha…

Sentadillas

Todo un clásico que no debes dejar pasar. No solo trabaja los glúteos, sino que involucra a varios grupos musculares. Los cuádriceps, isquiotibiales y la musculatura del tobillo también se ponen a tono con las famosas sentadillas. Para empezar a hacerlas, pon los pies abiertos más o menos a la anchura de tus caderas. Los dedos deben apuntar ligeramente hacia afuera. Flexiona las rodillas a la vez que vas bajando poco a poco, manteniendo la espalda recta y empujando los glúteos hacia atrás. Se trata de hacer como si fueses a sentarte. La cadera debe quedar un poco más abajo de las rodillas. Cuando estés ahí ya puedes comenzar a subir. Al realizar las sentadillas puedes echar los brazos al frente, de manera que queden rectos, para ayudarte a mantener el equilibrio.

Zancada hacia atrás

Cierra las piernas. En este caso también estás de pie al comienzo, pero tienes que empezar con ellas juntas. Puedes coger una pequeña mancuerna con cada mano o, si lo haces sin peso, poner las manos en tu cintura. Mantén la espalda recta y da un gran paso hacia atrás con uno de tus dos pies. Ve flexionando las rodillas hasta que formes un ángulo de unos noventa grados y vuelve a la posición inicial. Repite el ejercicio dando la zancada con la otra pierna.

Elevaciones de piernas laterales

Túmbate de lado sobre una esterilla en el suelo con las dos piernas estiradas. Mientras mantienes una de ellas en el suelo, eleva la otra hasta formar un ángulo de cuarenta y cinco grados. Mantenla unos segundos arriba y vuelve a bajarla. Haz quince repeticiones y, después, hazlo con la otra pierna. En total, puedes ejecutar tres series de este ejercicio.

Puente para glúteos

Túmbate boca arriba en el suelo, sobre una esterilla, con las piernas flexionadas. El ejercicio consiste en elevar la cadera apoyándote en las plantas de los pies y en la parte superior de la espalda y la cabeza. La posición que quedará tendrá forma de puente. Deberás bajar la pelvis lentamente hacia la posición inicial para que el ejercicio sea efectivo. Puedes hacer tres series de diez repeticiones cada una para ejercitar bien los glúteos.

Patada de glúteo

Para realizar este ejercicio apoya las manos y las rodillas en el suelo. Mantén la espalda recta y la mirada al frente. Lleva una de las piernas hacia atrás, realizando una extensión completa y teniendo en cuenta que debes apretar el glúteo para que sea efectiva la patada. Vuelve a llevar la pierna a su sitio y ejecuta el movimiento de nuevo hasta completar todas las repeticiones. Después, haz lo mismo con la otra pierna para completar la serie.

Perder grasa en los glúteos, reafirmarlos y lucir un trasero admirable puede estar a tu alcance si te pones en marcha con estos ejercicios. Hazlos dos o tres veces por semana, dejando al menos un día de descanso de por medio, ¡y a triunfar!

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD