carey_1

¡Ya es Navidad! (porque Mariah Carey lo vale)

Bru Romero

Mariah Carey es a la Navidad como los flotadores a la piscina, los garbanzos a la sopa y Dolce a Gabbana. Espero que no te quepa duda. Y es que desde que la diva neoyorquina entonó su primer All I want for Christmas is you, allá por el año 94, su voz de soprano, imagen de mujer de Santa Claus cachonda y glitter a gogó han quedado registrados como el verdadero pistoletazo de entrada al periodo navideño y no porque cierta cadena de centros comerciales así nos obligue, que conste.

La eterna Carey, por la que los kilos han dejado de pasar gracias al photoshop (y los años ya ni os cuento), vuelve a la faja compresora y a la lentejuela hasta en el carnet de identidad (aún no sabemos si nació en 1969 o en 1970) para cantar su festivo himno, celebrar que ya es Navidad (y se puede atiborrar a turrón, mazapanes y almendrucos) y oficiar el ya tradicional alumbrado de árbol.

En esta ocasión, la iluminación del mítico árbol situado en el Rockefeller Center ha sido sustituida por la cantante, por todo un escenario de luz y color en plena Disneylandia. Una cita que congregó a miles de personas que querían ser bendecidas por los ritmos de cascabeles de una Carey en plenas facultades y que no defraudó. Ahora sí que es Navidad. ¡Vayan pidiendo sus deseos!

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD