Bench, la marca más nómada, desembarca en NYC

Bru Romero

Si hay una prenda de todas las que el hombre puede llevar que debe resaltar por su comodidad, ajuste y durabilidad es su ropa íntima. La prenda que más cerca a nuestro cuerpo se mantiene, eso si no vas en plan comando que era muy de los 80 (ya no se lleva, por tanto), debe ser la compañía que más pase desapercibida. Al menos, esa es la intención.

Un factor que tiene muy claro la filipina Bench, una de las marcas que mejor visten al hombre más casual y cuyo debut en Estados Unidos ha sido en forma de línea de ropa íntima y baño. Un primer salto a la pasarela americana en la pasada New York Fashion Week, en un show en Liberty Traid Fair.

Una colaboración de Bench junto a Cadet, la firma del dúo formado por Bradley Schmidt y Raúl Arévalo que fue finalista del CFDA Vogue Fashion Fund de 2015 y nominada al premio Woolmark y que ha recogido las mejores críticas de la Gran Manzana.

Sencilla, básica pero muy colorista y donde la inspiración nómada se convierte en el hilo conductor de todos los modelos que vibran en divertidos estampados y se ajustan al cuerpo como pocos. Calzoncillos y bañadores que vestirán aquellos que creen que hay más marcas de ropa íntima que la que ahora mismo recorre su cabeza y de bañadores de las que pensaban y que desde 1987 saben que en la diferencia está el gusto y en el sentir más nómada, el experimento perfecto para saber si la compañía es digna o no del peso de nuestro masculinidad más seca o… mojada.

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD