moncler_1

Cuando Moncler conoció a Virgil Abloh (y su colección se convirtió en todo un must)

Bru Romero

Parece mentira que fue ayer cuando pensábamos en playas, chiringuitos de playa al sol que más calienta y bronceados que ni Testino en sus mejores editoriales a pie de piscina. Ahora, los días duran menos, el frescor avanza con nocturnidad y alevosía y empezamos a hacernos a la idea de que hay que empezar a hacer cambio de ropa en nuestro armario si no queremos que el frío llegue y aún estemos pensando en el veranillo de San Miguel. Pero si es con lo último de Moncler, que llegue el invierno y que llegue ¡ya!

Sin perder la identidad de la casa francesa y uniendo fuerzas con el artista y DJ Virgil Abloh, la marca presenta su colección Moncler O, una línea sportswear de diseño oversize perfecta para marcar la diferencia cuando las temperaturas más gélidas lleguen sin llamar.

Una colección sin estridencias en tonos negros, grises y alguna que otra pincelada de color, inspirada en los pescadores del Mar del Norte que tienen que estar listos para cualquier envite temporal. Un trabajo que convierte, aún más si cabe, a Abloh en el objetivo de todas las miradas y que hasta ahora había realizado sus pinitos en el mundo moda de la mano de Kanye West y con su marca de ready to wear Off-White.

Abloh que también es titulado en arquitectura e ingeniería pone su ojo certero al servicio de prendas como chalecos, abrigos, cazadoras o chaquetas en materiales resistentes al agua y demás inclemencias climatológicas. Una colaboración con la que Moncler vuelve a conseguir mezclar perfectamente disciplinas como la música, la arquitectura o la moda dando como resultado la colección definitiva para aquellos chicos que siempre vayan marcando el paso y para los que la moda signifique permitir la evolución de los códigos estéticos de manera versátil, dinámica y sin perder la propia personalidad. ¿No querías convertirte en todo un icono? Habla el idioma Moncler y di sí a Virgil Abloh.

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD