just_cavalli_1

Just Cavalli encuentra su inspiración en la excentricidad de Coney Island

Bru Romero

¿Quién dijo que el otoño era aburrido en cuestión de moda? Que los rayos de sol no apunten con la misma intensidad, que las terrazas hayan recogido la mitad de sus sillas o que los días y noches tarden menos tiempo en encontrarse, nada tiene que ver con que vistamos gris, sin gracia y sin aprovechar todos los estilos y tendencias que tenemos a nuestro alcance.

Viajamos a Coney Island, por tanto, movidos por la curiosidad que nos despierta la última colección de Just Cavalli para después del verano. Su diseñador creativo Peter Dundas, se inspira en el ambiente festivo de la península al sur de Brooklyn y hace de ello su particular visión hedonista y generacional.

Una colección que mucho tiene de punk, aún más de fantasía y fiebre disco y todo de libertina, rompiendo reglas, conservadurismos y cualquier límite que impida la espontaneidad propia de la línea más joven de la firma Roberto Cavalli. El fotógrafo Sebastian Faena testigo, objetivo en mano, de tan colorista y juerguista celebración. ¿Quieres echar un ojo? La noria está a punto de girar.

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD